El resplandor

¿Brillante?

Hachazo a Kubrick

El resplandor (The Shining, 1980, Stanley Kubrick) está protagonizada por Jack Nicholson y Shelley Duvall. Está basada en la novela homónima de Stephen King publicada en 1977.

«El resplandor» muestra a una familia que se dirige a un hotel aislado para pasar el invierno, donde una presencia siniestra encamina al padre hacia la violencia, mientras que su hijo con poderes psíquicos ve presagios horribles tanto del pasado como del futuro (imdb).

Si hay que ir se va al hotel.

¿Pero cómo de original fue esta obra maestra de terror?

Desde el blog https://41strange.com/ sacaban este tweet con las comparaciones, ¿Plagio, inspiración, homenaje?, con la obra The Phantom Carriage (Victor Sjöström, 1921).

Las escenas son casi idénticas a las de la película sueca de cine mudo «El carro fantasma» (1921, Körkarlen) del director sueco Victor Sjöström.

La película cuenta la historia de un carro «fantasma» que se dedica a recoger las almas de caídos en desgracia durante la noche de navidad, y de la locura de uno de sus viajeros obligado a ver cómo ha desperdiciado su vida.

«Körkarlen» está basada a su vez en la obra homónima de Selma Lagerlöfls, importante escritora sueca, primera mujer premio novel de literatura. ¿Alguno se acuerda de unos dibujos animados en los que un niño volaba a lomos de una oca? «El maravilloso viaje de Nils Holgersson» es también de Lagerlöfls. Le iban los viajes en carruaje o volando, siempre con un toque espiritual. También escribió sobre Jerusalén.

Victor Sjöström fue un pionero del cine mudo, relevante director, actor y guionista del cine sueco y europeo. No en vano tiene un libro con su nombre para resumir la historia del cine, tan simple el título como «Sjöström no es un mueble de Ikea», del profesor Javier Boltaña. Además Sjöström fue una gran influencia para otros directores como el también sueco Bergman, que incluso llegaron a trabajar juntos. ¿Quién sabe si también inspiró a Kubrick?

Las escenas más icónicas del Resplandor son originales del Carruaje fantasma, ¿Entonces cuál de las dos resplandece más?

Pero es que David Amador (@DJ_link) mencionó además que una de las escenas del carro fantasma es un «tributo» a Broken Blossoms (1919, D.W. Griffith) ¡Hace un siglo OMG!

Broken Blossoms trata sobre una hija que intenta protegerse de su padre alcohólico, y que se refugia en el amor con un inmigrante chino. Esta película muda se basa en el relato corto «The Chink and the Child» (1916, Thomas Burke).

Llegan los años setenta.

En el cine italiano encontramos dos precedentes a la escena del hacha. Arriba los fotogramas de dos películas, primero «L’uomo senza memoria» de Duccio Tessari en 1974 y del 1972 «La morte accarezza a mezzanotte» dirigida por Luciano Ercoli, vistos por CrystalPlumage.

Jett Loe (@jettloe) relaciona también la escena del hacha con «The Terminal Man» (1974, Mike Hodges). Esta película se basa en la novela homónima de 1972 del escritor Michael Crichton. Aunque la novela es de ciencia ficción y se centra en los peligros del uso de los ordenadores en la mente hay una escena «clavada» a la puerta igualita que en el Resplandor.

Y hablando de Kubrick, «La naranja mecánica», manda www que acabando esta entrada me han hecho una videonistagmografia. «No cierres los ojos» me decía como si los pudiera tener abiertos. Que los míos no dan más de sí. Por un momento esperaba alguna escena política XD.

El libro

Según Mike Healy (@shades_below) la novela «McTeague» (1899) de Frank
Norris fue a su vez una influencia para Stephen King, en cuya obra se basó la película de Kubrick.

McTeague es un dentista que a través de un amigo conoce a su prima con quién se acaba casando. Pero en medio del cortejo la chica recibe un premio de US$ 5,000 (de la época) lo que hace que el trio protagonista entre en una espiral de celos, codicia, y violencia (Wikipedia).

Y la historia de Norris dio para la película «Greed» (1924, Erich von Stroheim). Tres personas ganan un premio de lotería y la avaricia acaba destruyéndoles.

Postureo. No he visto ninguna.

Tomatina de Buñol©

La verdad es que lo más cerca que he estado de ver una película entera de Kubrick ha sido la adaptación de la historia homónima que utilizó Steven Spielberg para «Inteligencia Artificial». He visto bastantes escenas de la filmografía de Stanley Kubrick, pero nada del tirón. ¿Postureo? Maybe. Si no presumo…

Pero háblame ya no de las adaptaciones, premios u homenajes, sino de las parodias para medir el impacto de una película y puede que El resplandor sea una de las más parodiadas.

Por ejemplo José Mota (cinéfilo enmascarado de humorista) en su especial de navidad de 2015 recreó la película, o Ready Player One en la versión cinematográfica dirigida por Spielberg muestra un pequeño homenaje a Kubrick (con el probable beneplácito de las productoras que sólo le permitirían usar esta o aquella escena), son sólo algunos de los que me vienen con nombre y apellidos a la memoria. Recuerdos de otras, bastantes.

Curioso círculo: «McTeague» de 1898 sirvió de inspiración para el libro de Stephen King de 1977 sobre la que se basó Kubrick. Pero es que la película de McTeague se traducía cómo «Avaricia». El ansia viva de Jose Mota en 2015. ¿Casualidad? No lo creo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.