Ready Player One, la falsa creativa de Hollywood

Hollywood, la ciudad de los sueños con reloj despertador

Al fin pude ver Ready Player One (2018), la última película de Steven Spielberg. Una cinta trepidante, emocionante y evocativa, repleta de guiños (huevos de pascua) a los videojuegos y al cine ochentero. Disfruté cómo un niño con zapatos nuevos.

Pero me faltó algo. Mis espectativas eran aún mayores a pesar de lo grande que ha sido esta película. Culpa mía. Primero leí el libro de Ernest Cline y luego he visto la peli. Presperanzas de ver personajes y películas del libro, o incluso más, que finalmente se han apeado de la cinta.

Y es que en Hollywood te permiten soñar y crear sueños, siempre que el despertador del dolar no te quite el sueño.

Sigue leyendo